DONDE TU OPINIÓN VALE

Close Icon
   
    

Semana 17 – Centenario del Genocidio Armenio

german gegenschatz

 

 

“…el pueblo armenio sigue sufriendo agresiones, como el pasado 21/9/2014 cuando el Estado Islámico (ISIS), destruyó el memorial del Genocidio de la Iglesia Armenia de los Santos Mártires, ubicado en el desierto Der Zor en Siria….”

 

La historia del pueblo armenio esta signada por una permanente lucha de supervivencia. Quizás porque están justo en el centro geográfico de grandes conflictos prácticamente desde el comienzo de la humanidad. En el Cáucaso, entre Europa del Este y Asia Occidental, entre el Mar Negro y el Caspio, un verdadero puente de tierra entre los Balcanes y Asia, entre Rusia y medio oriente.

Los Armenios fueron dominados por los Persas y por los Macedonios e igualmente lograron formar un Reino Armenio desde el año 190 al 65 AC, cuando cayó bajo la dominación sucesiva de los imperios Romano, Constantinopla y el imperio Bizantino y del Sultanato de Rüm hasta el 1307 DC. Es importante recordar que en todo el periodo de las cruzadas lanzadas contra el Islam, el pueblo armenio estuvo del lado cristiano, y fue el último reducto cristiano de entonces en un mar musulmán.

Estas permanentes dominaciones más la vocación de lucha de los armenios hicieron que el pueblo se disperse, y que diferentes comunidades formaran varias “Armenias” en el tiempo, como la Armenia Arsácida o el Reino Armenio de Cilicia. Es justamente por estar dispersos que el Imperio Otomano y el Ruso, tuvieron extensas comunidades armenias bajo su dominio simultáneamente.

Fue entre 1915 y 1923, justamente con una parte del pueblo armenio bajo el Imperio Otomano, cuando se produjo el gran genocidio de los Armenios. Fueron los otomanos quienes asesinaron un millón y medio de armenios deportando a muchos más. Aquellos que lograron salvar sus vidas se dispersaron por el mundo, formando comunidades armenias como la que tenemos aquí en Argentina, numerosa y próspera.

0007_mapa_genocidio_armenia_02.jpgEl 24 de abril se recuerda el “Genocidio Armenio” porque ese día del año 1915, las autoridades otomanas detuvieron a los primeros 235 armenios en Estambul, fue Taalat Pashà, titular del Ministerio del Interior del Imperio Otomano, quien firma el Decreto que ordena el exterminio, así fue el inicio de las detenciones, asesinatos y deportaciones masivas, en las que eran obligados a partir casi sin pertenencias, muriendo en el camino y en manos de sus opresores.

En la película Ararat, de Atom Egoyan, director canadiense de origen armenio, se muestra buena parte de lo sucedido a menera de testimonio para la historia y el mundo.

Estos hechos sucedieron durante la Primera Guerra Mundial (28/7/14 – 11/11/18), cuando el Imperio Otomano fue aliado de los imperios de Alemania y Austro-Húngaro, y fue sin dudas el genocidio que sirvió de ejemplo a los ejecutores del exterminio de Judíos y otras etnias ocurridos durante la WWII.

Pese a la contundencia de los hechos ocurridos Turquía, estado sucesor del Imperio Otomano por el tratado de Sèvres de 1920, niega el genocidio afirmando que en realidad son muertes ocurridas en luchas entre diferentes etnias, en el contexto de una guerra mundial y dónde hubo muertes de todos los bandos. Hoy ya son 22 estados los que consideran que lo ocurrido con el pueblo armenio bajo el Imperio Otomano fue un genocidio, entre los cuales se encuentra Argentina.

Hoy los Armenios tienen su país, la República de Armenia, surgida tras la desintegración de la URSS en 1991, que por acuerdos bilaterales se encuentra bajo las garantías de seguridad nuclear de Rusia, y tiene una base militar rusa en su territorio.

La lucha del pueblo armenio no ha terminado, continúa en varios frentes. Con Turquía por el tema del Genocidio de su pueblo y por la discriminación de los armenios que viven allí, contra las limpiezas étnicas en Azerbaiyán ocurridas antes y durante la reciente guerra de Nagorno-Karabaj, territorio que aún sigue en disputa.

Y lamentablemente el pueblo armenio sigue sufriendo agresiones, como el pasado 21/9/2014 cuando el Estado Islámico (ISIS), destruyó el memorial del Genocidio de la Iglesia Armenia de los Santos Mártires, ubicado en el desierto Der Zor en Siria, dónde había restos de víctimas fallecidas de hambre en ese desierto.

Saludo al pueblo armenio, que es también en parte Argentino, en el centenario del Genocidio que han sufrido, con la esperanza que todos los países del mundo reconozcan este hecho como tal, que lo recuerden para concientizar, y lograr así que cesen los ataques de todo tipo a los armenios, y a cualquier otra etnia perseguida del mundo.

Por Germán Gegenschatz

Buenos Aires, 24 de abril de 2015.

image_pdf
The following two tabs change content below.

Germán Gegenschatz

Abogado - Diplomado en Historia Política Argentina

COMENTARIO CERRADO.