DONDE TU OPINIÓN VALE

Close Icon
   
    

La Semana 39 – Fortalezas y debilidades

german gegenschatz

 

“Como nos enfrentamos a un futuro gobierno de coalición es importante ver las fortalezas y debilidades de los candidatos para desempeñarse en ese escenario futuro.”

 

Pese a los fuertes movimientos del mercado interno y el fracaso rotundo de la estrategia de pagar para endeudarse, corresponde repasar el impacto de lo ocurrido en la campaña electoral que, en paralelo, se va desarrollando sin prisas ni pausas.

Publicamos varios comentarios de coyuntura[1], pero es en Mirando al 2015 – El Peronismo. dónde incluimos un gráfico que resume lo que pone en juego el PJ-FPV en el 2015. Ahora se renuevan los diputados entrados en la mejor elección del PJ-FPV (2011), y los senadores entrados en la peor elección (2009).

Aclaramos que lo único que se define en segunda vuelta es el presidente, todo lo demás se define en la primera vuelta, y que de un total de 130 Diputados Nacionales y de 27 Senadores el PJ-FPV pone en juego 88 Diputados y 17 Senadores.

Hoy las encuestas indican que Massa aventaja por 4 puntos a Macri y a Scioli. En este marco, aceptando un margen de error estadístico de 3%, hay un triple empate con un 20 al 24% de votos a nivel nacional para cada uno de los tres candidatos con chances de entrar en el ballotage.

Si la primera vuelta fuese hoy y el candidato del FPV Scioli, es razonable pensar que el próximo Presidente tendrá que negociar las leyes, y eso obliga a empezar el mandato con una suerte de coalición que posiblemente alcance también al elenco de Ministros.

Como nos enfrentamos a un futuro gobierno de coalición es importante ver las fortalezas y debilidades de los candidatos para desempeñarse en ese escenario futuro.

En cuanto a la experiencia de gobierno con oposición real, sólo Macri ha tenido que negociar leyes durante todo su mandato. Massa tuvo un consejo deliberante de su parcialidad. Scioli es un caso especial, recién ahora necesita acordar en su legislatura provincial con el bloque de Massa, pero desde siempre estuvo sometido a una suerte de intervención federal presupuestaria en virtud de la cual, el poder ejecutivo nacional da y quita apoyos en la provincia sin que el Gobernador pueda hacer nada. El poder de Scioli como gobernador a sido mucho menor de lo que parece. Eso es percibido por el votante y por eso lo absuelve de muchos costados oscuros de la gestión provincial.

Si observamos el poder propio de los tres candidatos, salvo Scioli, los demás tienen sus propios bloques que le respondan en el poder legislativo Nacional. En libertad de acción para hacer y definir la campaña electoral Massa es quien tiene mayor espacio, seguido por Macri que tiene el peso/ventaja de estar a cargo de un ejecutivo, y por último Scioli que está muy limitado por lo que decida el Poder Ejecutivo Nacional.

En cuanto a los espacios electorales a conquistar tanto Massa como Macri no tienen nada por sumar en los sectores de izquierda y kirchneristas duros. Scioli nada puede hacer para seducir los sectores “anti-k”, pero sí puede lograr ciertas simpatías en los sectores medios sindicalizados. Massa tiene más poder de penetración en el peronismo que el Macrismo siendo que ambos tienen casi las mismas chances en los sectores medios.

En los estilos de hacer campaña el más innovador hasta el momento ha sido Macri que trabaja intensamente las redes sociales, los teléfonos y los medios en general de una manera muy creativa, y con bajo grado de improvisación ya que lo viene practicando en su gobierno local. Massa tiene como diferencial un mayor poder y manejo del armado territorial y una despliegue personal que todavía no ha sido superado.

De alguna manera empiezan a distanciarse las agendas del gobierno con la de los candidatos. Esa distancia se nota en la respuesta que tienen Massa y Macri a cada iniciativa del gobierno.

Macri aprovecha cada decisión del gobierno para parase conceptualmente en la vereda opuesta, cada día a día con mayor profundidad y decisión. Scioli hace malabares para apoyar sin que se note y mostrarse diferente sin hacer olas.

Puede ser que el avance de Macri demuestre que empieza a representar ese deseo de cambio que campea en el ambiente, pero sin embargo sigue segundo y con pocos delfines propios en las provincias para disputar los primeros puestos ejecutivos a ese nivel.

Massa encabeza las encuestas y le aplica cuenta regresiva al gobierno y da tranquilidad avisando que es lo que va a deshacer si gana, mientras muestra su equipo entrando en calor en la escuela de gobierno. Pero todavía no tiene un compañero de fórmula visible que traiga del interior profundo que necesita para consolidarse como figura Nacional y a la vez repetir ese primer lugar en otras provincias. Necesita volcar a su favor en desmedro de Scioli y Macri algunos de esos 11 gobernadores que buscan la reelección y presentar candidatos propios en las restantes 11 gobernaciones sin reelección.

Viendo las fortalezas y debilidades de los candidatos seguimos afirmando que las estrategias están definidas y que las sorpresas están pendientes.

Por Germán Gegenschatz

Buenos Aires, 26 de septiembre de 2014.

[1] Se pueden ver: La Semana 1, La Semana 9 – Recalculando, La Semana 17 – Estrategias definidas y sorpresas pendientes, La Semana 20 – Cada cual hace su juego y La semana 29 – Proveer sentido y contenido.

image_pdf
The following two tabs change content below.

Germán Gegenschatz

Abogado - Diplomado en Historia Política Argentina

COMENTARIO CERRADO.