DONDE TU OPINIÓN VALE

Close Icon
   
    

El Bum brasileño

andres valentini

 

 

 

Desde el año 2003, Brasil tuvo un crecimiento económico muy importante. Más de 50 millones de personas dejaron de vivir en la pobreza, para transformarse en la nueva clase C. Récords de venta de autos, construcciones de viviendas, viajes al exterior, compras de celulares, computadoras, acceso a la universidad en especial privada.

Las clases media, clase media baja y baja viven continuamente endeudados, tarjetas de créditos, préstamos personales, prendas de autos y créditos hipotecarios forman parte de la pesadilla de todo grupo familiar. El financiamiento en mi opinión es usurero, actualmente los bancos de primera línea prestan por medio de crédito para consumo entre el 300 al 700 % anual. Imaginemos en el segmento de bancos de segunda línea o empresas satélites dedicadas al préstamo cuyas tasas anuales efectivas rondan el 700% anual. A medida que la economía creció, parte de la sociedad brasileña se fue aburguesando. Viajando al exterior por primera vez, millones de personas ingresaron al mercado laboral formal (con una libreta laboral), comprando autos a cuotas de 60 a 120, enviando a sus hijos a la universidad privada, y accediendo a la vivienda a través de créditos hipotecarios a 20/25 años. Todo muy lindo y positivo para la sociedad brasileña, pero quienes más se beneficiaba era el sector financiero a costa de prácticas usureras sobre los sectores más desprotegidos. Algo que resulta imperdonable para líderes populares como Lula y Dilma del PT que dicen defender a los más pobres pero que fueron cómplices del sector financiero, y ahora al explotar la burbuja serán los sectores más bajos los más golpeados.

Sobre el segmento inmobiliario la burbuja se empezó a armar en el 2008 y llegando a su techo en el 2013, muchas constructoras e inmobiliarias esperaban que el Mundial de Fútbol del 2014 y las Olimpiadas de Río del 2016 generaran una sobre-valuación de sus inversiones.

Primero los bancos comenzaron a otorgar préstamos en el segmento de mayor poder adquisitivo para luego bajar a todos a los sectores de mayor riesgo, financiando hasta el 100% de la vivienda (una locura, mediante un enjuague de entradas del 20% financiadas por las mismas constructoras y el financiamiento restante por el banco). Se comenzó a otorgar créditos hipotecarios con solo tener movimiento bancarios en una cuenta corriente (alto riesgo sin necesidad de demostrar un ingreso fijo o empleo). La banca estatal es quien soporta el mayor riesgo por la morosidad y la vulnerabilidad de los mas pobres, dado que el desempleo aumenta, mes a mes.

En medio de esta crisis, se comienza a visualizar fenómenos típicos de crisis económicas , como la xenofobia y racismo sobre los inmigrantes haitianos y africanos, pues se los acusa de competir en el mercado laboral y trabajar en el mercado marginal como manteros (increíble la reacción). También hay rechazo de gran parte de la población sobre los médicos cubanos, que trabajan en la atención primaria en las zonas más humildes de los centros urbanos de Brasil.

En definitiva este sector social mayoritario de Brasil que paga servicio de luz de consumo típico familiar de 100 dólares por mes, 50 dólares de agua, nafta de 1 dólar, con una inflación cerca del 10% anual, se encuentra en medio de una pesadilla, para una pais que estaba orgulloso de ser 6 potencia del mundo, tener investment grade, recibir inversiones, organizar mundiales y olimpiadas.

A Dilma y Lula le cuestiono ¿porque desaprovecharon esta bonanza económica?, no se mejoro en nada la infraestructura, hospitales, escuelas, rutas, aeropuertos, seguridad y energía (tema aparte). El sector privado en especial el inmobiliario aprovecho una demanda insatisfecha, facilidades de créditos y ausencia del Estado, que permitió desarrollo de ciudades enteras sin tener cloacas, red de transporte, delimitación de calles, escuelas, hospitales, etc. El sector financiero, aprovecho a una sociedad de hábitos de consumo masivo, con poco interés al ahorro, cobrando tasas de interés usureras. Para ejemplo el Grupo Santander soporto la crisis desde el 2008 gracias a los beneficios obtenidos en Brasil.

El tema de Petrobras es un ejemplo del modelo de Brasil, pues la empresa petrolera se expandió y sobre expandió comprando otras empresas del sector en varios países del mundo, como en Argentina. Con el objetivo de transformarse en la petrolera mais Grande do Mundo, llego a valer en el mercado bursátil en el año 2008 70 dólares por acción de ADR y ahora vale menos de 5 dólares por acción del ADR. Los hechos de corrupción recién ahora surgen a luz de la justicia. Muchos acusados buscan reducción de penas a cambio de devolución de fondos robados a la petrolera. hasta ahora se devolvieron más de 400 millones de reales, y hay pendientes unos 1600 millones, no es difícil imaginar que los montos saqueados a la petrolera a través de contratos fantasmas, pagos de prebendas y sobreprecios es muy superior a lo que los acusados desean devolver a cambio de una reducción de penas..

En medio de esta crisis económica, de burbujas que explotan, el gobierno del PT habla de crisis política, de intentos de golpe de Estado o mercado. Lo que en realidad hay un intento de fortalecimiento de su socio de gobierno el PMDB desde hace 14 años, que es el partido mas grande de Brasil, con muchas gobernaciones, senadores y diputados. La oposición y el PMDB tratan de canalizar el descontento general, que se viraliza por las redes sociales, convocando a cacerolazos y pidiendo la renuncia de Dilma.

La composición social de estos reclamos, es la clase media y media alta, con baja adhesión de los sectores mas humildes. En mi opinión, por falta de interés, información, y tiempo. Para tener en cuenta, en las elecciones presidenciales del 2014, Dilma perdió en todos los estados al sur de San Pablo y gano con solvencia en los estados del Norte, donde hay más pobreza.

En definitiva, mientras las burbujas crecen los gobernantes se declaran generadores de empleo y progreso, cuando las burbujas explotan primero se niega la crisis y después se habla de inestabilidad política, golpes de mercado o crisis financieras de otros países.

Trato de transmitir, la realidad cotidiana de la población de Brasil, dado que es nuestro vecino más importante de la región.

Por Andrés Valentini

Buenos Aires, 24 de agosto de 2015.

image_pdf
The following two tabs change content below.
Andrés Valentini

Andrés Valentini

Trabajó como Director Casa de Bolsa Patagon.com

COMENTARIO CERRADO.